jueves, 1 de enero de 2009

Recuento del 2008

Justo ahora, el primer día del año, cuando todavía es de madrugada y me dispongo a intentar dormir (algo que en los últimos meses se me ha dificultado bastante), me encuentro en mi cama entre animales... sí, un cobertor de unos perros labrador que mi mamá me regaló hace algunos años y fue chistoso porque yo en ese entonces tenía una perra dachshund (salchicha) y me pregunté "ps que mi mamá no se habrá dado cuenta que mi perra es de otra raza? o es acaso que no tiene relación el regalo con que tenga una perra? ahora la dachshund ya no sta, pero tengo una labrador bien latosa, en fin... además de los labrador estoy cubierta con otro que parece la mismísima piel de una vaca, y es que hace mucho frío...

El caso es que quise esperar que pasara hasta el último segundo del 2008 para hacer un recuento de lo que fue éste año para mi, visto desde un punto de vista puedo hacer el recuento de los daños, o simplemente agradecer a Dios lo bueno que cada capítulo del año me dejó.

Fue un año muy intenso, nunca en mi vida había vivido con tanta adrenalina, fue como subir a una montaña rusa con los ojos tapados, fue un año en el que cada mes sufría una pérdida, u obtenía algo que perdí tan rápido y fácil como llegó, pero también aprendí algunas cosas:

Aprendí que a veces en las personas en quienes más confiamos son las que más fácilmente nos pueden dar una PC (entiéndase Patada en el Culo)
Aprendí que nada dura para siempre y que todo tiene un fin y que tengo que aprender a aceptarlo
Aprendí que lo malo tampoco dura para siempre
Aprendí que uno no debe dejar de ser quien es porque otro no se sienta a gusto con eso
Aprendí que es mejor confiar en la jefa que se muestra ogt desde el primer día que en la que me dice "neeeena nos vamos a llevar muy bien" sin conocerme
Aprendí que un trabajo "mejor" puede ser un simple espejismo
Aprendí que los miles de kilómetros de distancia no son un impedimento para sentir afecto por alguien
Aprendí que no debo desconfiar tanto de la gente pero tampoco ser tan confiada
Aprendí que la familia y los verdaderos amigos son los únicos que siempre van a estar ahí
Aprendí que no debo tomar vodka, tequila, cerveza y pisco sour en un corto lapso de tiempo
Aprendí a ser asistente de producción y a trabajar en recursos humanos
Aprendí que el mejor trabajo es el que más disfruto y no en el que me pagan más y no me gusta tanto
Aprendí que los labrador están muy pinches locos y son hiperactivos
Aprendí que nunca nadie puede ocupar 100% el lugar de alguien más, ni siquiera un perro
Aprendí a aprender en cabeza ajena
Aprendí que un clavo NO saca otro clavo (y esto lo aprendí en cabeza ajena)
Aprendí que no puedo llamar a alguien "el amor de mi vida" porque no me he muerto y no sé qué sucederá mañana
Aprendí que no puedo aprender a amar a alguien porque el amor es un sentimiento y los sentimientos no se aprenden
Aprendí que no siempre es conveniente quedarse con dudas
Aprendí que no es conveniente planificar cada paso que quiero dar porque a veces los factores externos podrían cambiar la dirección del plan y me sentiré frustrada
Aprendí a ser firme en mis decisiones
Aprendí que "a veces un adiós puede ser una segunda oportunidad"
Aprendí lo que significa "libertad"
Aprendí a valorar y disfrutar mi propia libertad
Aprendí a valorar y disfrutar mi soledad
Aprendí que el dinero y lo material no son lo más importante
Logré tener una mejor y más cercana relación con mi familia
Descubrí que puedo pasar una noche entera en medio de una rica plática con un buen amigo y no me dá sueño
Descubrí que cada error que he cometido en mi vida lo volvería a cometer si pudiera regresar al pasado, porque eso me dejó una enseñanza
Descubrí que ver la tv no me gusta tanto como yo pensaba
Reafirmé que me gusta ser leal y honesta
Reafirmé que no me gusta la hipocresía (ni de mí, ni hacia mí)
Reafirmé que hasta en los peores momentos una sonrisa me ayuda
Conocí música
Conocí gente muy valiosa y que pienso mantener conmigo
Conocí lugares nuevos y que no conocía
Abrí mi blog
Me dí cuenta que nuevamente tengo sueños, metas, ilusiones..., ganas y voluntad

Esto aprendí entre otras cosas, que si me pongo a escribirlas todas, no terminaría en 1 semana.

Si de hacer propósitos se trata, sólo tengo uno y no es únicamente para el 2009, sino para toda mi vida y éste es: SEGUIR APRENDIENDO CADA DÍA.

En realidad no me fue tan mal, aunque... la ausencia de Isis todavía duele...



Feliz 2009!!!

4 comentarios:

Ana dijo...

Primaza!!!!!!!

Me da gusto q hayas aprendido tanto en el 2008, fue un año complicadon pero por lo mismo muy bueno! a q aprendimos un chorro?!?!
jajajaja
pero te falto decirte q aprendiste a adoptar primazas!!! jiji

La vdd es q de las cosas mas gandallas y de las personas mas culeras aprendemos mas! y sino mas ps minimo a mandarlas por alla bn far far away!

La neta te kiero mucho porq eres una persona bn bn chida y rifada! y no mereces andar chillando por cualkier wey entiendase cualkier wey jajajajajajajajaja

Venga cn el 2009 q se ve prometedor!!! wiiii

ademas sabes q aca ando online pa saber q te pasa y darte terapia ( o q me des a mi) hasta altas horas de la madrugada jajajajajaja

Portese bien primaza!!!

Xénit dijo...

Maraya, feliz año nuevo.
Me ha gustado que iniciemos este 2009 con nuestra amistad. Con prácticamente dos nochecitas he llegado a contextualizar el por qué de estos aprendizajes. En verdad tu recuento ha sido muy concreto, un vìvido retrato de la evolución de este año como ser humano.

Ojala esta amistad perdure mucho tiempo. Y no te hagas muchos propósitos, pero queremos que tengas espacio para seguidores de tu blog. A poco no sería muy útil?

Xénit dijo...

Aprendí que no puedo llamar a alguien "el amor de mi vida" porque no me he muerto y no sé qué sucederá mañana.

Chido.

Anónimo dijo...

Nena lo mas valioso es aprender de cada experiencia sea buena o mala, todo nos sirve y nos ayuda a crecer cada dia más, te quiero un buen y sigue adelante pero sobre todo alcanza tus sueños sip

Marisol